martes, 29 de diciembre de 2009

NAVIDAD 2009

Hola a Tod@s:
¿Después de las navidades que queda?. Tal vez la resaca de lo vivido en estos días, el bolsillo más delgado, la angustia del largo enero que se nos viene (con crisis incluida).Estuve visitando y llamando a amigos y noté en ellos cansancio, será que no estamos ya tan jóvenes; noté también que estas fiestas fueron menos religiosas, por lo menos para mí y me parece bien esto último.
Ayer veintiséis paseaba por las calles de Madrid y los rostros eran menos tensos que los días previos al veinticinco, como si se liberaran de algo pesado, oneroso; algo que había que hacer sí o sí; veía a la gente más distendida, con mejor humor. Las tiendas no estaban repletas como el día anterior y hasta me animé a preguntar los precios y características de algunos productos, esto me sorprendió porque no soy de los que compra y me aburre eso de ir de tiendas; creo que compro lo estrictamente necesario, aunque a veces me dicen "tienes que cambiar esa camisa o ese pantalón". Pero me sorprendió verme preguntando por una cámara de fotos, junto a mi hijo que me miraba sonriente y llegó casi a la carcajada cuando hice mi pregunta clave: ¿y porqué tan caro?; bueno la cabra siempre tira al monte.
Pero ¿que queda después de navidad? A mi por lo menos me queda una insatisfacción, una espina (ya no es espinita), el saber que acaba un año más y nuestro mundo sigue empeorándose, no sólo por el cambio climático, que ya es bastante, sino por las desigualdades socioeconómicas que cada año se notan más, o por lo menos yo siento que se notan más. Amigos que pierden el trabajo, yo mismo veo mi futuro laboral incierto; el dinero que nos llega justo hasta el fin de mes, como un ritual eterno de carencia, que hay que cumplir mes a mes durante toda la vida. Lo malo que se ve el mañana, y sobre todo lo peligroso y mortal que sería no hacer nada. Entonces ¿que hacer?, creo que indignarse ante las injusticias es el primer paso, luego el tomar partido por los más vulnerables, en cualquier circunstancia y alzar la voz aún a costa que podamos perder cosas o posiciones.
Esto me hace recordar a una persona nacida hace aproximadamente dos mil años, y cuyo cumpleaños celebramos en todo el mundo, un tal Jesús de Nazaret; que trajo un mensaje nuevo al mundo, un mensaje de amor, de justicia, de igualdad y paz. Un mensaje nuevo para los más pobres y desfavorecidos de su época y de todas las épocas, un mensaje de liberación y hermandad. En honor a él y a todos los luchadores por una vida digna,
FELIZ NAVIDAD

No hay comentarios: